JUEGOS - 6 Juegos caninos para hacer en casa

Es esencial que frente a esta situación de confinamiento en casa demos prioridad al estado emocional de nuestros perros. El cambio de rutinas, puede afectar al nivel de estrés de nuestros animales y a su comportamiento.


Debemos dar prioridad a realizar ejercicios o juegos tranquilos, ya que lo que buscamos es la disminución de su ansiedad y su nivel de estrés. Si nunca has jugado a tirarle la pelota o el juguete dentro de casa, no empieces a hacerlo ahora! De verdad, no es una buena idea, si lo que quieres es que el perro esté lo más tranquilo posible dentro del hogar.

Vamos a daros alguna idea, para realizar actividades de olfato y estimulación mental, que os van a ayudar a pasar estos días de la mejor forma posible. Donde la diversión y el aprendizaje estarán asegurados. Y sin gastar un euro!


1. Busca y encuentra tu juguete.

Si tu perro tiene una gran motivación por un juguete concreto. Puedes esconderselo por la casa, de una forma tranquila y dejarle que a través de su olfato consiga encontrarlo y traértelo. Es un ejercicio con el cual no solo trabajarás su nariz, sino que también puedes aprovecharlo para reforzar una habilidad importante como es el "Quieto", para que aprenda a esperar hasta que le des la señal "Busca".


2. Juguetes helados.

Seguro que tienes algún juguete tipo "Kong", el cual tiene orificios para introducir comida o premios dentro para que el perro se entretenga sacándolos. Una buena idea, que seguro que a tu perro le encantará, es rellenarlos con algún "mejunje" muy rico. Por ejemplo yogur natural o queso Philadelphia mezclado con salchichas, jamón o pavo, incluso con otros premios que puedas encontrar, y CONGELARLO! De esta manera, tu perro podrá entretenerse durante muchísimo más rato deshaciendo su contenido.


3. Una simple caja de cartón.

¿Cuantas cajas de cartón tienes en casa sin usar? Aprovéchalas para estimular a tu perro de una forma muy sencilla. Introduce algunos premios o trocitos de comida en su interior. Llena la caja con bolas de papel, objetos, incluso puedes meter dentro sus juguetes. Es un simple juego de estimulación mental y resolución de problemas. ¿Quieres los premios que estás oliendo? Piensa como puedes conseguirlos y hazlo tu solo!


4. El tesoro del yogur.

Guarda todos los recipientes de yogur que comas en casa y con ellos puedes crearle a tu perro un divertido juego. Escóndele premios debajo de los yogures puestos boca abajo y repártelos por toda la casa, verás como pasa un rato entretenido tumbándolos para poder conseguir los premios. 

Idea! Si quieres aumentar la dificultad de este juego, puedes sujetar los yogures al suelo, con cinta aislante, para que sea un poco más difícil de girar. O incluso puedes substituir los yogures por platos de plástico o cartón para subir el nivel.


5. Botellas de plástico interactivas.

Haz unos cuantos agujeros del tamaño de los premios a una botella de agua, llénala de bolitas de papel (puedes usar también papel Albal) y luego introduce sus premios. Déjasela y disfruta observándole como la hace rodar y rodar para que vayan saliendo por los distintos orificios.


6. Toallas y trapos viejos.

No tires tus toallas viejas! Reutilizalas para entretener a tu perro de una forma tranquila y estimulante. Realiza pequeños nudos a lo largo de toda la toalla, introduciendo en todos os pliegues distintos premios, una vez tengas unos cuantos trapos y toallas, puedes ir dejándolos repartidos por la casa para que se entretenga consiguiendo sacar los premios de cada rinconcito.


Seguro que con estos sencillos ejercicios consigues entretener a tu compañero para compensarle por la falta de ejercicio y cambio de rutinas de paseo, en estos días en los cuales debemos permanecer en casa. Seguro que pronto volverá todo a la normalidad, pero hasta el momento, no dejéis que el aburrimiento se apodere de vosotros. Ni de vuestros perros!